Actúa el Gobierno de Tamaulipas ante crisis hídrica en el sur del estado

El Gobierno del Estado está realizando todas las acciones a su alcance para atender la crítica e inédita situación de desabasto de agua en la zona conurbada de Tamaulipas y no se escatimarán recursos estatales ni gestiones a nivel federal, afirmó el gobernador Américo Villarreal Anaya.

Al encabezar la reunión “Análisis e Impacto de la Sequía en la Cuenca del Río Guayalejo-Tamesí” la noche de este jueves en un salón de la Expo Tampico, junto al secretario de Recursos Hidráulicos, Raúl Quiroga Álvarez, el mandatario tamaulipeco expuso que además del agua que recibirá la zona sur del Distrito de Riego 002 de El Mante, también se logró un acuerdo para transferir agua del Distrito de Riego 039 Río Frío y del Distrito de Riego 092 Unidad Pujal Coy, del estado de San Luis Potosí.

Este flujo permitirá preservar el agua en las bocatomas de las Comapas y generar volúmenes en la parte media de la cuenca del Río Guayalejo-Tamesí para garantizar el derecho humano al agua.

“Estoy plenamente seguro de que en la medida de la capacidad de recursos del estado hay que aplicarlos en este sentido, y si no son suficientes, pues tendremos que platicar y conseguirlos, pero lo tenemos que hacer”, dijo.

Ante dirigentes del sector industrial y empresarial, gerentes de organismos operadores del agua, usuarios de Distritos de Riego y los secretarios de Economía y Turismo estatales, el gobernador recibió el compromiso institucional de la Comisión Nacional del Agua para seguir atendiendo esta problemática.

Además, se dio a conocer el plan emergente implementado por la Comapa, que comprende un operativo de 25 pipas y la instalación de 12 isotanques, más otros 13 que se instalarán en los próximos días en puntos estratégicos de Tampico y Madero.

Ante esta situación extraordinaria, también hizo un llamado al sector industrial para hacer una ponderación y valorar los sectores estratégicos, sin poner en riesgo cierres de fuentes de empleo o inversiones.

En la reunión, el secretario de Recursos Hidráulicos, Raúl Quiroga, reconoció que esta es la peor crisis hídrica de la historia, con 8 años continuos de sequía y precipitaciones por debajo del promedio (780 mm al año), lo que ha provocado que el sistema lagunario esté en su nivel más bajo.

Indicó que este año se llevará a cabo el estudio de factibilidad técnica, económica y social del proyecto del dique El Moralillo y se atenderá la petición de la Asociación de Industriales del Sur de Tamaulipas (AISTAC) para evaluar la instalación de plantas de tratamiento de aguas residuales y de desalinización.

Scroll al inicio